FANDOM


La Decimotercera Doctora fue una de las encarnaciones del Señor del Tiempo conocido como el Doctor. Se trata de la segunda encarnación perteneciente al segundo ciclo de regeneraciones del Doctor.

Tras haber pasado por un ciclo completo y trece regeneraciones que resultaron en hombres, esta fue la primera encarnación del Doctor con aspecto de mujer humana. Sin embargo, la Doctora apenas pudo reaccionar a su nuevo rostro antes de que la TARDIS, completamente fuera de control debido a cómo hizo la regeneración destructiva de su predecesor hacia el vacío mientras se desmaterializaba.

Biografía Editar

Un cambio inminente Editar

El Duodécimo Doctor sufrió heridas graves a manos de Cybermen durante un conflicto en una nave colonial de Mondas. Pese a tratarse de heridas mortales, el Doctor, cansado de tener que convertirse en "otra persona", se esforzó por impedir el proceso regenerativo. (TV: The Doctor Falls) No obstante, el Doctor se encontró con su primera encarnación, que estaba pasando por un dilema similar antes de su propia regeneración, y con el Testimonio. Esta experiencia llevó al Doctor a la conclusión de que otra regeneración no supondría su fin. (TV: Twice Upon a Time)

Tras la regeneración Editar

TUAT - La Doctora contempla su nuevo rostro

La Doctora contempla su nuevo rostro. (TV: Twice Upon a Time)

Regresando a su TARDIS, el Doctor dirigió unas palabras hacia él mismo en su próxima encarnación, ofreciendo algunos consejos antes de regenerarse como mujer. Inmediatamente después de su regeneración, la Doctora contempló su nuevo rostro en un reflejo y exclamó "Ah, ¡brillante!"

Sin embargo, antes de que pudiera hacer nada, la TARDIS se puso fuera de control debido a los daños recibidos durante la regeneración y se inclinó, con la puertas abriéndose. La Doctora trató de sujetarse durante unos segundos, pero acabó cayéndose hacia el vacío mientras observaba la destrucción en el interior de la TARDIS, que se desmaterializó. (TV: Twice Upon a Time)

Perfil psicológico Editar

Personalidad Editar

Siendo la que "aseguró el juego limpio en todo el universo", la decimotercera doctora era una encarnación cálida y apasionada, dispuesta a correr grandes riesgos para proteger una vida inocente, e incluso se disculparía si exponía a alguien a una vista grotesca o perturbadora. Estaba orgullosa de nunca rechazar la ayuda de nadie si la necesitara. (TV: The Women Who Fell to Earth)

Ella le pidió a los que la rodeaban que le hicieran preguntas sobre una situación, y no mostró ninguna irritación por lo fuera del tema que pudieran ser las preguntas (TV: The Women Who Fell to Earth), incluso mostró entusiasmo cuando se hicieron las preguntas correctas, (TV: Rose), pero aclararía cuándo se estaba preguntando "la pregunta incorrecta" a una situación. (TV: Arachnids in the UK)

La decimotercera doctora se encontraría en una situación sin una estrategia en mente, con la esperanza de llegar a un plan en el calor del momento. (TV: The Women Who Fell to Earth)

Apariencia Editar

Esta encarnación tenía la apariencia de una mujer de alrededor de treinta años, con pelo medio largo de color rubio y ojos color avellana. La Doctora tenía un acento del norte de Inglaterra, similar al de su novena encarnación.

Sus manos eran considerablemente menores que las de su predecesor, provocando que el anillo que él tenía en un dedo se cayera justo después de la regeneración. La Doctora también era de menor estatura que su predecesor. (TV: Twice Upon a Time)

Entre bastidoresEditar